LA ORACIÓN SEGÚN EL SANTO CURA DE ARS

Hermosa obligación del hombre: orar y amar Consideradlo, hijos míos: el tesoro del hombre cristiano no está en la tierra, sino en el cielo. Por esto, nuestro pensamiento debe estar siempre orientado hacia allí donde está nuestro tesoro. El hombre tiene un hermoso deber y obligación: orar y amar. Si oráis y amáis, habréis hallado Leer másLA ORACIÓN SEGÚN EL SANTO CURA DE ARS[…]